tarde de toros

Triunfo memorable de Conchi Ríos en las Ventas

Puesta en escena: media tarde de domingo post partido de fútbol de pago que ha acabao empate sin goles en el bar del pueblo; silencio incómodo. Ha habido algún cruce de navajas como lenguas afiladas durante el partido tedioso, infradotao de comentaristas infames, aunque lo veo poco, los de los canales de pago son la créme de los speaker incluso peores que los de las radios de voces atipladas que suenan a silbato del árbitro. Intento explicar, pues a lo mejor he sido yo el que ha esgrimido la violencia verbal, en cualquier caso en ambiente de espadas en alto, que algunas veces las pullas y pullitas, aunque duelan como 1 herida en los pies, nos ahorran esfuerzos de to tipo, hasta económicos. Mal pero bien. Tengo que introducir en la conversación que conozco y trato con agrado al Pullas oficial del barrio, ni siquiera recuerdo el nombre, solo su apodo.
– Éso es imposible, el Pullas soy yo, me dice otra vez casi ofendido mi interlocutor. Ya resulta evidente que soy de los pocos que me expongo a los puyazos y puyitas que algunos van repartiendo por la vida y es clarividente que si trato y saludo con cierta cordialidad a al menos 2 de esos tipos que no tienen amigos, pues también tiro las mías cuando puedo y casi se entiende lo que es tomarse la vida como 1 desafío en el que no te puedes descuidar. Este que digo de la conversación siempre coloca el reloj a deshoras, manda a los que le preguntan por la dirección contraria y si vuelven lea suelta sonoros:
– Y yo qué sé. Del otro Pullas recuerdo brevemente sus proezas que se relatan: siempre tuvo por objetivo en la vida ser policía municipal y lo consiguió en oposiciones casi en la edad límite, pero que nadie tema, lleva años de baja médica, pero antes de eso, en el sitio que trabajaba había 2 bares y mientras que todos sus compañeros desayunaban en 1, él sólo se iba al otro y eso todos los días laborables.
– ¿Qué, te llaman? ¿Te llaman mucho? Preguntaba siempre a quienes veía con móviles, aunque no los conociera. En 1 periódico local buzoneao en el que trabajé durante años hicieron una serial sobre pueblos de procedencia que incluía visita al pueblo, donde se buscaban las relaciones y lazos diversos, quién tenía familia, también sus alcaldes, y luego entrevista y retratos a los personajes locales que se habían comentao. Estuvo bastante buen, conocí algunos sitios muy bonitos, a los que volvería con gusto, y por supuesto tuve trato más cercano con personas de mi entorno. 1 de esos pueblos fue el del Pullas que llamaré A, que además encontró 1 punto de vista original en mi reportaje, el castillo en ruinas al que daba el Sol de lleno reflejao en el pilón junto al arroyo. El editor de la publicación pagaba religiosamente los gastos pero con ánimo de obtener recursos adicionales me propuso hacer ampliaciones de las fotos de los pueblos que visitábamos e intentar vendérselas a los retratados y los de los pueblos. Por gran suerte para mí y creo que para el editor se me ocurrió intentar venderle la foto del castillo reflejao en el pilón al Pullas que, justamente creo, elogió.
– ¿Pero qué dices? Fotos de mi pueblo tengo yo miles y si quiero alguna más, pues voy y la hago.

Dicen los puros del toreo que si las tardes de toros recuerdas algo ha merecido la pena. de las tardes tórridas del verano 2010 recordaba otra nebulosa reaparición parecida a la de mi paisano Víctor Puerto con tan buenas maneras con la capa y la muleta como cualquier otro Torer@ veterano, pero sin romper por culpa del ganao, había muchos Mora como el de Plasencia además, cosecha de 1963, debutante en 1977, con alternativa del 3 abril 1983 confirmada en las Ventas el 24 junio 1984, demasiao para mí hasta la triunfal del 2 octubre 2010 que me gustó también cuando no toreaba, como cuando tiró su montera a los soberbios naturales con la muleta siempre sobre la mano izquierda mientras que la mano queno torea sostiene el estoque sobre la pantorrilla, a veces largos en los cierres con la muleta dibujando cucuruchos, otras casi a contrapié de ceñidos con la muleta desapareciendo de Morenito el de Aranda o como salió de la muerte de su 1º de nombre Retaco, ganadería Torrealta, encaste Domecq también aplaudido en el arrastre con la toalla blanca del Torer@ para mandarlo disecar, otro gesto inolvidable. Hasta los clip de vídeo están sembraos de detalles torerísimos, aunque mi preferido el tan soberbio pase la firma con la muleta de 1 mano ala otra como cuando te pasan el bolígrafo en 1 reunión de negocios que solo había visto antes dar a Curro Díaz, otro compañero de terna, que hasta en eso estuvo bien la tarde.

Momento en el que Presidiario, 5º de la tarde, 2º de los que correspondieron a Iván García fue reducido en la arena para ser inmediatamente conducido a corrales por hacerle un extraño al Torer@ pero que nadie se haga ilusiones, me han contao de buena sangre que todos los Bos taurus, toros bravos que saltan a la plaza son ajusticiaos en cuanto vuelven a los corrales excepto los que indultan que suelen morir a los pocos días por las infecciones que reciben durante las faenas en las que hacen méritos para salvarse. Quien haya llegao hasta aquí sabe que da error | bug en YouTube cuando se cuelga 1 vídeo repetío en todo o en segmento, el de Presidiario no se puede destacar entre los toros de la ganadería Osborne encaste Osborne que soltaron la tarde del 26 de agosto de 2007 en la plaza monumental de las Ventas de Madrid. Aunque el lance fue rápido y apenas hubo encuentros en el ruedo se aprecia en la última secuencia de 1 minuto y 16 segundos cómo Presidiario, toro castaño bocidorado de 541 Kg. nacido en noviembre de 2002 numerado con el 72 en el lomo hizo caso omiso a la llamada de Iván García con la capa para reparar de inmediato en su cuerpo y hacer por él. A la vista del resultado resulta sospechosa la vuelta que dió Presidiario sobre sí mismo al salir del toril y por la rapidez con la que se decidió su vuelta a los corrales se podría especular con que los veterinarios ya le habrían visto algo raro en el reconocimiento previo pero como los toros no saben leer no se le podría haber hecho ningún examen oftalmológico y como tampoco pueden ser toreados antes de su lídia en la plaza no hubo forma de preveer sus reacciones. Aunque lo hayan dicho otros otras veces Presidiario confirmó que la tauromaquia es como la vida misma pero desmintió que todos los toros tengan su lídia excepto los que se caen. Tampoco valen los que no ven por los 2 ojos.

En el diccionario de la lengua castellana las verónicas se dan con los pies plantaos en la arena de cualquier parte del ruedo balanceando la capa o capote con las 2 manos acompañando la embestida del toro procurando que humille la testuz por los 2 laos. La verticalidad, apoyar el peso del cuerpo en los talones y bajar las manos también cuentan y al menos 1 vez me pareció ver la capa o capote manejada con la tersura de 1 reflector solar iluminando en bandeja la cara de 1 topmodel en 1 entrevista publicitaria aunque no fueron las de Pepe Moral, nacido en Sevilla el 3 de abril de 1997 y alumno aventajao de su escuela de tauromaquia, debutante y triunfador en las Ventas en 2007 con 3 tardes 3 entre los 66 paseíllos 66 con los que certificó el título de primer novillero del escalafón y otras tantas que lleva camino en 2008. Las verónicas de postal del vídeo se las pegó a Abejorro, Beato, el parecido a un becerro que nunca debió saltar a la arena y que deslució la tarea de Pepe Moral, los picadores Charcos y Carbonell y los banderilleros Rodríguez, Márquez y Romero que formaron su cuadrilla, Coriano que cogió a Octavio García el Payo, Torer@ que le precedió en el cartel y que respondió a los quites de Pepe Moral con otros también deslumbrantes, entre ellos tapatías, tafalleras y gaoneras además de verónicas y Precavido de la ganadería la Quinta la tarde del 19 de mayo de 2008 en la plaza de las Ventas de Madrid. Visto y no visto, hasta el tabaco que le propinó Baratero, toro negro de 598 kilos nacido en diciembre de 2003 en la ganadería del Puerto San Lorenzo en su último estertor y cerca de donde más podía perjudicar el esperma y reducir la fertilidad, Julio Aparicio, Torer@ de dinastía nacido en Sevilla el 4 de enero de 1969 se había tirao 10 años 10 sin pisar la arena de las Ventas, plaza monumental en la que es muy querido desde la memorable faena de puerta grande en su confirmación de alternativa el 18 de mayo de 1994. La del 23 de marzo de 2008 era la 1ª delas 3 tardes contratadas para la temporada desu reaparición. Hasta el severo percance, el genio delas apariciones tan fugaces como memorables, hizo loque menos sele esperaba, como le salió 1 manso de remate al toro le salió 1 Torer@ legionario que se le fue detrás buscando pelea en tos los terrenos, demostrando cuanto menos que volvía con ganas. para tranquilizar asus much@s partidari@s, el inimitable Torer@ delas largas ausencias y las apariciones de relumbrón concedió entrevistas haciendo de tripas corazón, como se dice, desdel hospital al que fue evacuao la misma tarde de la corrida, pero en la enfermería de las Ventas, cuyo hule empezó a frecuentar, los doctores de la plaza emitieron el siguiente parte:
– Herida en la cara interna del tercio superior del muslo izquierdo con trayectoria ascendente de más de 25 centímetros que causó destrozos enel músculo cuadriceps y contusionó el paquete vasculo-nervioso con espasmo arterial, y alcanzó la cara externa a nivel de cadera izquierda. Pronóstico: grave. No fue para menos que en la tarde de su siguiente reaparición, otra, Julio Aparicio cogiera con fuerza la montera y después del permiso pertinente de la presidencia dedicara la faena de muleta y la muerte a estoque de Arisco, toro castaño de 554 kilos nacido en septiembre de 2003 en la ganadería Garcigrande, detan poca presencia que hizo pensar si las casi obligadas verónicas que se dan en los lances de recibo y en los primeros tercios tratando de humillar las embestidas erráticas de los toros al ver la luz, fueran tanto más vistosas con toros pezqueñines porque los Torer@s tienen que bajar necesariamente los brazos. Aunque tuvimos que esperar hasta Tijerito, toro negro bragao axiblanco de 509 kilos nacido en enero de 2004 en la combativa ganadería Peñajara para ver la forma tan peculiar de sacar pecho en los pases de muleta, casi familiares pues heredó esas formas de la dinastía torera que le precede y continúa con tanto garbo como irregularidad ensus apariciones, más fugaces que se atojan si cabe desdel 21 de mayo de 2010, cuando tras aciago tropezón en la cara del jabonero Opíparo, le empitonó porla barbilla, quesela atravesó hasta salir porla boca rompiéndole el maxilar superior propiciando 1 delas imágenes más espeluznantes de la temporada, de las que hacen torcer el gesto.

Teresa Bolsi Torer@ andaluz de Gustave Dore durante su viaje a España de 1862

Deja un comentario